El próximo viernes tomará posesión el nuevo gerente del Complejo Hospitalario de Pontevedra lo que supone la marcha de la gerente Codesido. Muchas han sido las críticas y las polémicas que ha tenido que afrontar en su mandato la gerente cesante pero desde la biblioteca del hospital es justo manifestar agradecimiento. Al comienzo del mandato la biblioteca hospitalaria estaba en una situación manifiestamente mejorable. Durante estos años con el impulso de la gerencia se han hecho algunas cosas. En primer lugar se ha dotado tecnológicamente la biblioteca, instalándose un total de seis puntos nuevos de conexión a internet en las salas de lectura, además otros  dos ordenadores puntos de información. Se compraron equipos multifunción que permiten servir los documentos digitalmente a nuestros usuarios. Se dotó de software de gestión de préstamo interbibliotecario, lo que entre otras cosas posibilita un acceso al catálogo de publicaciones periódicas del hospital desde cualquier lugar del mundo y la posibilidad de nuestros usuarios de solicitar y recibir artículos por internet. Se creó BIBLIOCHOP, la intranet de la biblioteca hospitalaria.  Se reanudó la adquisición de libros y se incrementó la de publicaciones periódicas. Se eliminaron duplicados y ordenaron los fondos alfabéticamente y se puso en marcha la biblioteca del paciente. Por lo tanto y pese a que estamos acostumbrados a que a moro muerto todo son lanzadas, me toca a mi Javier Osorio, bibliotecario y responsable de la biblioteca, despedir desde este blog y con muestras de agradecimento a la gerente del CHOP, María Codesido. Para los peor pensados que sabemos que los hay, decir que mi categoría profesional y mi salario son los mismos antes y después de su mandato, pero los usarios de la biblioteca saben que ni los recursos, ni los servicios bibliotecarios son los mismos antes y después.